28 de mayo de 2024

Shakira podría enfrentar 8 años de cárcel por fraude fiscal

Tras su éxito en los Grammy Latinos, Shakira tiene una cita este lunes, cuando inicia el juicio por su presunto fraude fiscal de casi 14,5 millones de euros a la Hacienda española.

Tras su reciente éxito en los Grammy Latinos, Shakira tendrá una cita el próximo lunes en Barcelona, cuando inicia el juicio por presunto fraude fiscal de casi 14.5 millones de euros a la Hacienda española.

Shakira podría enfrentar 8 años de cárcel por fraude fiscal en España

El próximo lunes, Shakira se presentará en la audiencia para enfrentar los cargos de seis supuestos delitos contra la Hacienda Pública, por los que la Fiscalía pide para ella una pena de más de ocho años de cárcel y una multa de 23,8 millones de euros.

La declaración de la cantante colombiana, que defiende su inocencia está prevista para ese mismo día., sin embargo, hasta ahora, las visiones de ambas partes son opuestas.

Por un lado, la Fiscalía considera que la intérprete de Ojos así no pagó en su momento los impuestos correspondientes a la renta y al patrimonio en 2012, 2013 y 2014, pese a que vivió en España más de los 183 días que estipula la ley.

En su escrito de acusación, el Ministerio Público, que en julio le interpuso una nueva demanda por otras presuntas irregularidades fiscales, afirma que «con el deseo de no tributar», Shakira «utilizó un entramado societario» ya creado, que incluía compañías con sedes en paraísos fiscales.

Los abogados de la artista defienden que ella no incurrió en ningún delito ya que, a pesar de haber iniciado en 2011 una relación Gerard Piqué, Shakira llevaba una vida nómada por su carrera internacional, y su residencia fiscal estaba en Bahamas.

Según su defensa, la cantante solo decidió establecerse en Barcelona poco antes del nacimiento de su segundo hijo en enero de 2015.

«La Sra. Mebarak ha cumplido escrupulosamente con todas sus obligaciones fiscales en los múltiples territorios con los que ha tenido vinculación profesional», argumentaron en el escrito de defensa, recordando que Shakira, que ahora vive en Miami, ya pagó 17,2 millones a la Agencia Tributaria por esta causa, «aun sin estar conforme», y que no tiene deudas pendientes.

El juicio tiene previstas 12 sesiones hasta el 14 diciembre, con casi 120 testigos citados. Pero la cantante, cuya declaración en 2019 ya generó un gran revuelo, podría ser exonerada de acudir presencialmente a todas, si así lo solicita y el tribunal se lo concede.

Con ella presente o no, parte de la vida de Shakira podría quedar expuesta durante este proceso que tratará de reconstruir sus pasos entre 2012 y 2014.

Para demostrar su supuesto arraigo en Barcelona, el fisco español realizó una minuciosa investigación en la que se entrevistó con vecinos, rastreó sus imágenes en redes sociales, chequeó los gastos de sus familiares en Barcelona, sus pagos en estéticas o incluso en la clínica donde controló su embarazo, para demostrar que en aquellos años ya residía en la ciudad.

Un seguimiento que, para la defensa de Shakira, usó «métodos inaceptables», y que pretende utilizar el caso «con fines ejemplarizantes».

Compartir: