3 de marzo de 2024

Ex esposo de Britney Spears es arrestado por acoso

Jason Alexander, el primer esposo de Britney Spears enfrenta nuevos cargos por acoso.

En 2004 cuando Britney se casó inesperadamente con, Jason Alexander , un amigo de la infancia en Las Vegas, Nevada. Su matrimonio duró solo 55 horas, ya que se disolvió rápidamente debido a lo que se describió como «incompatibilidad», dejando una curiosa nota en el historial amoroso de la cantante.

Ahora el ex esposo de Britney enfrenta acusaciones de acoso en Tennessee. El informe inicial del medio estadounidense TMZ mantuvo las identidades de sus presuntas víctimas en secreto.

Ex esposo de Britney Spears es acusado de acoso por segunda ocasión

Han sido múltiples las ocasiones en la que Jason Alexander se ha visto involucrado en problemas legales.

Uno de ellos y de los más controvertidos, fue cuando invadió la propiedad de la famosa cantante para impedir la boda con su actual esposo, el coreógrafo Sam Asghari. Mientras la unión se llevaba a cabo el ex de Spears fue encontrado en el jardín de la artista.

El equipo de seguridad que se encontraba presente tuvo que intervenir de inmediato, fue arrestado y llevado con las autoridades, sin embargo al registrarlo encontraron que portaba un arma, razón por la que pudo haber sido encarcelado, aunque salió libre bajo una fianza de 95,000 dolares.

Inicialmente negó cualquier responsabilidad por los cargos de invasión de morada y agresión, pero más tarde, según informó la influyente revista Rolling Stone, Alexander habría llegado a un acuerdo de culpabilidad relacionado con el acto de acoso en cuestión.

Jason Alexander admitió haber acosado a Britney

En una transmisión en vivo de Instagram poco antes de su detención, Alexander afirmó: «Britney Spears me invitó aquí. Ella es mi única esposa. La casaron en contra de su voluntad y estoy aquí para detenerlo», incluso se dijo que el ex esposo de la estrella llegó hasta su habitación.

No es la única vez que el nombre de Jason Alexander ha aparecido en los titulares desde aquel incidente. En otra ocasión fue detenido bajo sospecha de robo de joyas, haciendo más grande su problemático historial. Aún no se sabe si por las acusaciones actuales deberá pagar otra fianza para salir o si se enfrentará a un juicio.

En cuanto a Britney Spears, ha optado por mantener silencio en torno a esta situación.

Compartir: